Las transacciones sobre pisos nuevos registran máximos en 8 años, con 117.000 compraventas, y las de pisos usados marcan récord histórico